uc.cl pastoral.uc.cl

Iglesias cristianas emiten documento en favor de la libertad de conciencia

Fecha de publicación: 03-6-14 Encuentro reunió a autoridades católicas, protestantes y ortodoxas, entre otras.

“La libertad de pertenecer o no a una confesión religiosa” y que “ninguna persona sea objeto de coacción ni discriminación por motivos de religión o convicciones, ya sea por parte del Estado o de entidad alguna”. Estas son parte de las conclusiones del encuentro entre autoridades de diferentes iglesias cristianas del país, denominado El Atrio de Santiago, que hizo público su documento final, denominado “Declaración del Atrio de Santiago sobre la libertad de conciencia”.

La palabra “Atrio” se refiere al llamado “Atrio de los gentiles”. Se trata de un espacio que, en el año 20 a.C., existía en el templo de Jerusalén, al cual todas las personas, religiosas o no creyentes, podían entrar y conversaban sobre Dios.

Con esa idea, en 2009 el Papa Benedicto XVI pidió generar instancias similares. En Chile, a fines de octubre de 2013, la Pontificia Universidad Católica y el arzobispado de la capital organizaron el “Atrio de Santiago”, a fin de aunar criterios sobre el bien común.

Esta última semana, obispos protestantes y ortodoxos se reunieron con el rector de la PUC, Ignacio Sánchez, y el cardenal arzobispo de Santiago, Ricardo Ezzati, y dieron a conocer públicamente el documento final del encuentro. Esto, “a raíz del debate público que se ha generado por el aborto terapéutico y cómo este tema se relaciona con la libertad de conciencia de un cristiano”, se informó.

En una de las reflexiones del Atrio se apunta a que “dentro de los derechos humanos destacamos el derecho a la libertad de conciencia y de religión, pues ellos son los cimientos firmes sobre los cuales se construye la paz”. Y se añade que “es deber del Estado cautelar la consideración de esos derechos”.

El sacerdote Cristián Roncagliolo, vice gran canciller de la Universidad Católica, señaló que “Chile es una nación en la cual la libertad de conciencia se respeta, pero necesitamos mejorar aún más en el respeto de esa libertad, tanto a nivel personal como institucional. Hay que seguir trabajando en los detalles de la vida cotidiana y en la idea de que el país lo formamos todos”.

El reverendo David Muñoz, en tanto, pastor protestante y presidente Emérito de la Fraternidad Ecuménica de Chile, sostuvo que “se está avanzando, hay un diálogo productivo entre laicos y creyentes, entre autoridades y la sociedad civil, pero aún no está garantizada la igualdad para todos. Aún falta llevar más a la práctica el discurso político”.

Fuente: La Tercera

Revisa aquí la galería de fotos del encuentro